Curry de Langostinos.

¿He nombrado ya por aquí a Sophie Dahl? Estoy segura de que sí. Esta muchacha tan agradable ha escrito dos libros de cocina y el primero, Miss Dahl’s Voluptuous Delights, es uno de mis libros de cabecera. Sus recetas son bastante sencillas pero originales, las fotos y la maquetación son de ensueño y el libro está plagado de historietillas absolutamente superficiales pero encantadoras. Lo que más gracia me hace del libro, sin embargo, es que está totalmente impregnado de ese concepto anglosajón de comida saludable. Para un mediterráneo, una receta de pescado con nata no es sana, puesto que lleva nata, a lo que un anglosajón respondería indignado: ¡pero si lleva pescado! Es entrañable.

La mayoría de estas recetas son saludables para el anglosajón medio, pero no tanto para los mediterráneos. Aún así, no suponen el atentado contra la salud de la mayoría de las recetas americanas. Algún día pondré aquí un pastel de arándanos que destruirá vuestras arterias sólo con leer la receta.

¿Os suena el apellido Dahl? Ya suponía yo que sí. De Roal Dahl, el autor de los mejores libros infantiles que hemos leído, como James y el Melocotón Gigante o Las Brujas. Yo me recuerdo leyendo Las Brujas en la Casería, en Jaén, absolutamente subyugada y paralizada por el terror. Me pasé semanas intentando ver en cualquier mujer adulta alguno de los tres signos que identificaban una bruja. Siempre he pensado que los niños necesitan pasar miedo cuando son pequeños. Muchas veces, de adulta, he releído James y el Melocotón Gigante y me he recreado en la crueldad absoluta que la vida demuestra con James desde el principio y en la venganza terrible que desciende sobre sus tías malvadas. Es un libro que merece la pena leer. Si tenéis hijos, dádselo.

Evidentemente, toda esta disgresión sobre Roal Dahl viene a cuento, todavía no he llegado al punto de irme por las ramas porque sí, aunque ya llegará, no lo duden. Sí, esta chica es la nieta de Roal Dahl.

CURRY DE LANGOSTINOS.

Ingredientes para 4 personas

– 1 cebolla

– 1 diente de ajo grande o 2 pequeños.

– 1 pimiento verde.

– 500g de langostinos crudos.

– 1 lata de leche de coco.

– 2 cucharaditas de curry.

– 1 lima.

– Cilantro.

Proceso.

Primero se pelan los langostinos de forma que las colas queden intactas. Se quita la cabeza y la piel pero se deja el último trocito, el correspondiente a la cola. Se reservan a un lado.

Se pica finamente la cebolla y se pone a rehogar en una sartén junto con el ajo. Cuando esté blandita se añade el pimiento, cortado en rodajas y las dos cucharaditas de curry. Se remueve bien para que el curry suelte todo el aroma. Después de unos dos minutos, se añaden los langostinos y se cubre todo con la leche de coco. Se deja cocer durante unos 10 minutos a fuego medio. Al final, se exprime la lima encima de todo y se remueve. Ya está listo.

Para servirlo, se coloca en cuencos y se pica el cilantro por encima de cada cuenco. Lo mejor es acompañarlo de arroz. Como bonus, os voy a explicar el arroz que yo suelo ponerle a los platos de curry.

Sigo las instrucciones del paquete y cuezo arroz basmati. Cuando está listo, lo salteo ligeramente en una sartén con aceite y ajo. Al final, justo antes de darle las últimas vueltas en la sartén, le pongo un poco de nuez moscada y otro poco de canela. Es delicioso.

La manera bonita de servir este plato es en cuencos individuales. El arroz se puede servir en una fuente común y cada persona irá  añadiendo arroz a su cuenco conforme lo vaya necesitando. Es un plato delicioso y muy sencillo, ideal para una cena de domingo.

Anuncios

5 Respuestas a “Curry de Langostinos.

  1. A mí la niña que escribe sobre cocina que me gusta se llama Carolina, que también me descubrió esos libros tan bonitos.

  2. Al fin he podido leer la receta que sabes que acabaré haciendo porque soy tu fiel seguidora, jejeje. Peor necesito pillar los ingredientes, eso sí, que sigo viviendo en un pueblo ^^’
    (Y sí, de niños hay que pasar miedo MUAJAJAJAJA)

  3. Ve al Carrefour ese que hay cerca de tu casa, que seguro que hay leche de coco. Y los langostinos crudos los puedes comprar congelados y descongelar un puñado cada vez que los necesites.

  4. Re – comment:
    Tienen que estar muy ricos. Nosotros los hicimos con una receta bastante similar de cocina indonesia, picante donde las haya. Llevaban una mezcla de ajo y gengibre (venden botes en el Carrefour con cremas hechas a base de cada uno de éstos), y con guindilla picada. Muy picante!
    Cuáles eran los signos de las brujas del libro de Roal Dahl? que yo recuerde, no podían evitar rascarse la cabeza porque les picaba la peluca, tenían zapatos enormes, los ojos violeta y la saliva azul. Me salen más de 3!
    Buenos momentos venidos desde la familia Dalh: libros y recetas de cocina.

  5. Lo de los ojos violeta no lo recuerdo, para mí que ese sobra. No estoy segura XDDD Tengo pendiente revisar las pastas de curry del carrefour y las mezclas esas asiáticas a ver qué se puede hacer con ellos 😀

    Esta receta está adaptada para ser menos picante.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s